Democracia real

He de comenzar esto pidiendo perdón por dirigirme a ti y pedirte que el próximo domingo no votes. Votar sería tu obligación como ciudadano si fuera cierto que disfrutaras de los derechos que también se te suponen, como por ejemplo un trabajo digno.

La llamada abstención, que es en realidad el no querer perder el tiempo en hacer un paripé que no cambiará el resultado de las elecciones, es lo que más daño hace a los políticos que luchan por el poder, dado que cuanto mayor es, más inútiles se sienten. Millones de personas no les dan su voto pese a ser gratis. Hagamos de la abstención la opción favorita, consigamos desgastar a unos políticos ya de por sí faltos de credibilidad.

En las elecciones del 22 de Mayo se presentan más de 100 imputados en casos de corrupción. Sin que haya demasiadas dudas sobre la culpabilidad de éstos, sólo cabe extrapolar los datos para hacer una bonita suposición. Si imaginamos que sólo el 5% de los delitos por corrupción son descubiertos, debido a lo difícil de descubrir que son, podríamos extrapolar que debe haber al menos 2000 candidatos que han cometido delitos, de los cuales 1900 probablemente nunca serán juzgados. Votar una de estas listas sin conocer el pasado oscuro de los candidatos es convertirse en cómplice de su avaricia.

Las protestas que se están llevando a cabo en sesenta y siete puntos de España pueden parecer reuniones de grupos antisistema, y seguro que está lleno de ellos. Pero somos muchos más los que apoyamos estas reivindicaciones, los que entendemos que hay que hacer cambios fundamentales para evitar que vuelvan a permitirse las mismas actuaciones delictivas. Los que nos sentimos frustrados al ver que ninguno de los partidos nos representa, y el procedimiento para crear un partido es tan lento que no se adapta a nuestro tiempo. Nos tenemos que fiar de un sistema electoral pensado en los 70 y creado por las mismas personas que luego se beneficiarían de él.

Muchos te dirán que hay que votar, que muchos perdieron su vida por defender que puedas votar tú hoy. También muchos perdieron la vida por defender el Cristianismo y no por eso hay que ir a misa los domingos. La Democracia quizá sea el mejor sistema posible, pero en España no funciona, y habrá que probar a hacer algunos cambios antes de desecharla como opción.

El domingo puedes aprovechar para ir al campo a hacer una barbacoa. Aun en el caso de que te descuides y todo salga ardiendo, no harás tanto daño a tu país como si vas a votar.

2 comentarios en “Democracia real

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s