El día del Orgullo Ratuja

Hasta los años 60 mantener relaciones homosexuales en el ámbito privado era todavía ilegal en muchos países occidentales. Por ejemplo en Estados Unidos no fue hasta el 28 de junio de 1969 con los disturbios en Greenwich Village que empezó a producirse un movimiento de apertura que cambiaría el país en ese aspecto y muchos otros. A raíz de ahí muchas personas en el mundo comenzaron a celebrar el día del Orgullo Gay en una fecha próxima a la de esos disturbios, para hacer saber a sus semejantes que eran diferentes y no tenían por qué esconderse.

Esa fue una liberación humana que en el mundo moderno no ha tenido parangón hasta la reciente salida del armario ratuja que se está produciendo tras la crisis de 2008. Los ratujas, al igual que los gays, escondían su condición mediante un comportamiento silencioso que impedía distinguirlos del resto de personas. Seguramente en vuestro grupo de amigos hay un ratuja que, si bien no hablará de ello, habréis detectado por pequeños comportamientos deplorables como llevarse bolsas de plástico al Lidl para no gastarse los 5 céntimos o por haceros llamadas perdidas para que lo llaméis vosotros, pero en muy pocas ocasiones reconocerán abiertamente su condición ratujil. De hecho, estudios de varios psicólogos americanos demuestran que todos tenemos nuestro lado ratuja, aunque sea solo en parte, y tendremos situaciones concretas donde los síntomas serán más evidentes.

Los ratujas que han salido del armario (en su jerga lo llaman salir de la hucha), son conscientes de que no son aún plenamente aceptados por la sociedad. Algunos miembros de la familia los repudian, los amigos a veces no quieren saber de ellos. Pese a esto, han conseguido asociarse en locales específicos donde la cerveza es más barata, como los 100 montaditos con su oferta de jarra a 1 euro, el mercado provenzal con sus cañas a 0.40 y otros ejemplos similares que varían de provincia en provincia.

También cogieron de inspiración la bandera arcoiris de los gays para celebrar su día del Orgullo Ratuja, que ha crecido significativamente en asistentes en los últimos años. Cambiaron los colores arcoiris por el amarillo y el rojo, que salía más barato porque se pueden aprovechar para hacer banderas de España si juega la selección, y eligieron el día 11 de Septiembre en homenaje a los atentados contra las torres gemelas, ya que fue una genialidad ratuja aprovechar los aviones para no gastarse dinero en explosivos. La manifestación del Orgullo Ratuja de Barcelona fue la más multitudinaria este año, aunque se registraron manifestaciones en Londres, París y muchas otras ciudades, donde los ratujas ya no se esconden.

El día del Orgullo Ratuja en Barcelona

El día del Orgullo Ratuja en Barcelona

Manifestación similar en París

Manifestación similar en París

Porque se empieza rateándole a los amigos diciendo “yo pago 10 en vez de 12 porque yo no he comido postre” y se termina queriendo pagar menos impuestos para acabar con la solidaridad interterritorial. Hay que aceptarlo, los ratujas han salido de la hucha para quedarse fuera de ella.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s